19 Mar, 2021. 13:40 hrs

Angelina Jolie aseguró que tiene pruebas de violencia doméstica durante su matrimonio

Angelina aseguró tener nuevas pruebas en medio del juicio por la custodia de sus hijos


Angelina Jolie

En septiembre de 2016 Angelina Jolie y Brad Pit anunciaron su divorcio tras 10 años de relación y 2 años de matrimonio.

Poco después del anuncio se dio a conocer que Pit estaba siendo investigado por el FBI y los servicios sociales por ser verbal y físicamente abusivo con sus hijos. Finalmente los cargos fueron desestimados.

Lo que si se mantuvo fue el juicio por la custodia y la pensión para los hijos del matrimonio Maddox de 19 años, Pax  de 16, Zahara de 15, Shiloh de 14 y los gemelos Knox y Vivienne de 12.

Días atrás los abogados de Angelina dieron a conocer que la actriz está preparada para presentar pruebas de violencia física durante el matrimonio.

Y eso no es todo, porque según ABC, Madox, Pax y Zahara testificarán en el juicio. Los hijos menores solo podrán hacerlo si consiguen la autorización de ambos padres.

El camino al divorcio

Angelina y Brad se conocieron en 2005 cuando estaban grabando la película «El señor y la señora Smith».

En ese momento el actor aún se encontraba casado con Jennifer Aniston de la que se divorció poco después.

Tras 10 años de relación, Brad y Angelina contrajeron matrimonio en el sur Francia en agosto del 2014.

Toda la historia de los actores parecía un cuento de hadas hasta que anunciaron su divorcio en 2016.

Los rumores sobre los problemas de consumo de alcohol de Pit sólo aumentaron cuando se dio a conocer que estaba siendo investigado por el FBI por cargos de violencia familiar. Esto finalmente fueron desestimados.

A pesar de que no han podido llegar a un acuerdo respecto a la custodia de sus hijos, en 2018 firmaron un acuerdo.  Este los reconoce a ambos como solteros a la espera del juicio de custodia y división de los bienes.

Los abogados de Angelina aseguraron que ella está dispuesta a presentar “pruebas y autoridad de apoyo” para comprobar maltrato físico ocurrido durante los años del matrimonio.

Estas pruebas podrían apresurar el juicio que involucra los testimonios de expertos en seguridad de dos continentes, asistentes personales y guardaespaldas. Además  de psicólogos y médicos infantiles para que den testimonio en un próximo juicio por sus hijos.