07 Abr, 2022. 11:00 hrs

¡Pero cómo! Vecina de Estación Central comió un anticucho que tenía un chip de perro

La terrible situación fue informada por una concejala de la comuna, quien pidió una fiscalización y aconsejó no comer alimentos en la calle.


Anticucho
Agencia Uno

Michelle Tabilo Gatica es concejala en la comuna de Estación Central y en la jornada de ayer informó de una compleja situación. Esta tiene relación con la venta y el consumo de alimentos en la vía pública, y que lamentablemente terminó con una vecina en un hospital.

«Estimad@s vecin@s: el día de ayer en concejo municipal informé el caso de una vecina que consumió un anticucho en la calle; llegó al hospital por un malestar estomacal y lamentablemente tenía un chip de un perrito en el estómago», inició la integrante del concejo municipal de la comuna ubicada en el surponiente de la capital.

Acción inmediata de Tabilo

La concejala anunció a través del mismo comunicado, la solicitud de fiscalización de la venta de alimentos de forma ilegal. Además, les entregó un importante mensaje a los vecinos de la comuna. «Como recomendación no coman nada en la calle y por favor cuiden a sus mascotas», agregó compartiendo el oficio para solicitar la fiscalización del asunto.

La publicación generó distintas reacciones. Tanto de personas que no aprueban la venta de alimentos en la vía pública, como aquellos que defienden a la gente que depende de esos ingresos.

«La solución es que todo el municipio debe hacerse cargo de despejar nuestras calles. Estaciones del metro colapsadas de comerciantes ambulantes, no hay desplazamiento en las calles, veredas», expresó una seguidora indignada por la situación de la comuna.

Mientras que otro usuario estuvo a favor de la fiscalización, mas no así de promover no comer en la calle. «Hay familias que tienen esa actividad como fuente de ingresos para sus cercanos. Fiscalizar está perfecto, pero no bajar a cuanto comerciante de esfuerzo por un tipo que hace una práctica rasca», complementó al post de la concejala.

Es importante recordar, que según el Registro Nacional de Tenencia Responsable de Mascotas y Animales de Compañía, los chips son demasiados pequeños. «El microchip de identificación es una cápsula pequeña, del tamaño de un grano de arroz», indica la información oficial.