14 Jul, 2022. 18:59 hrs

Placer acuático: ¿Cómo tener el mejor sexo bajo el agua?

El deseo sexual nos puede pillar en cualquier lado, es por eso que hay que tener claro sus peligros, para tener un encuentro placentero.


Agua
Getty Images

En Radio Activa nos interesa que los lectores y/o auditores informados en lo que se refiere a encuentros sexuales. Esto con el fin de que tengan una mayor gama de conocimientos cotidianos. Tales como todo tipo de tips, para mantener viva la llama en sus relaciones y para que el deseo se mantenga más prendido que nunca.

Es por eso que, en esta ocasión, abordaremos algo que a muchos les parece atractivo: el sexo bajo el agua. Con esto, hablamos principalmente de encuentros en piscinas, jacuzzis, en el mar o hasta en una ducha. 

Pero no basta con la libido, la emoción de hacer el amor quizás en lugares públicos o los conocimientos sexuales que tengan las parejas. Esto ya que hay que tener especial cuidado en el momento de que haya consentimiento de ambas partes y que decidan a tener sexo bajo el agua.

Advertencias sobre el sexo bajo el agua

En lo que se refiere a las mujeres, podrían sufrir al tener relacioens sexuales. Esto se debe que hay bacterias que pueden alterar los niveles de PH y provocar una «candidiasis» o una infección urinaria. Esto ocurre tanto al tener un encuentro sexual, tanto en una bañera como en una piscina.

Otro punto importante es el uso del condón, ya que la fricción que hay bajo el agua es distinto. Por lo que el llamado es estar atentos si hay alguna rotura del mismo y no confiar solamente en esto para prevenir las ETS y embarazos.

El caso del lubricante se relaciona al primer punto abordado. Pues el agua elimina el lubricante natural de la vagina y provocada sequedad. Es por eso que, según indica Menshealth, se recomienda usar lubricantes de silicona y no a base de agua, ya que estos no se eliminan fácilmente en el acto bajo el agua. 

Posturas placenteras

Ya teniendo claras algunas consideraciones generales, podemos pasar al placer. En el caso de relaciones heterosexuales, una buena postura sería el hombre puede cargando con la mujer. Desde ahí, el sujeto procede a tomarla por el trasero y pasar a la penetración. 

Además, según señala el medio UnComo, también se puede realizar la posición de «El Deleite». Esta se realiza con alguna piscina, bañera, ducha o jacuzzi con escaleras o un pequeño muro cerca. Ahí la mujer se sienta en el borde y el hombre de rodillas, comienza a penetrarla. 

Otra postura es una de las clásicas, ya que en el jacuzzi, piscina o bañera pueden realizar la posición a lo «perrito». La mujer puede relajarse y echar su cuerpo hacia adelante. U otra opción más cómoda, sería apoyarse en el borde del lugar en el que se encuentren.

Las últimas dos opciones que pueden ser viables, son «La Hamaca». Esta es muy cómoda y ofrece contacto total. El hombre se sienta con sus piernas ligeramente flexionadas y ella también hace lo suyo sobre él. Mientras que la postura del «Sometido», el hombre queda tumbado sobre la bañera y la mujer se sienta sobre el pene erecto del sujeto, quedando de espaldas hacia él.