04 Ago, 2021. 10:05 hrs

Myriam Hernández reveló que pudo ser una víctima del accidente de Juan Fernández

La cantante nacional era parte del grupo que realizaría el viaje, pero se bajo al último momento. Además, soltó que tuvo un encuentro paranormal con Felipe Camiroaga.


Myriam Hernández y Felipe Camiroaga
Instagram

La madrugada de este miércoles Myriam Hernández fue una de las invitadas al programa late de Julio César Rodríguez, «Pero con respecto». Espacio donde reveló una impactante anécdota de vida.

Fue en medio de la conversación que el animador le preguntó sobre la relación que tenía la cantante con la horrible tragedia ocurrida en Juan Fernández, el 2 de septiembre del año 2011.

Muy conmocionada Myriam Hernández reveló que era una de las personas que estaba incluida en dicho viaje junto a su esposo Jorge, pero tuvo que desistir a pocos días de partir. La razón fue un viaje que tenía a España su hijo, y donde ella decidió ir acompañarlo al aeropuerto.

«Jorge decidió viajar a España. Irse de nuestro país. Y con ese viaje quizás salva tu vida, Myriam. Esto ocurrió hace muchos años. Y tú ibas en ese viaje a Juan Fernández, donde falleció una cantidad importante de compatriotas. Entre ellos Felipe Cubillos, Felipe Camiroaga. Ese viaje se pospuso varias veces. Y tú estabas en ese viaje.. Y cuando el viaje se realiza tú llamas a Felipe para decirle que no vas, que no puedes ir. Sólo un par de día antes. Por ese día viaja Jorge», lanzó Julio César para dar paso al testimonio de la cantante.

La historia de un milagro

«Fue tremendo, qué terrible recordar ese momento por todas las persona que partieron. Y también por Felipe Camiroaga, que era un gran amigo. Felipe Cubillos me había invitado muchas veces. Y este viaje a Juan Fernández se había estado postergando. Y yo como nunca podía ir, le había dicho ‘sí, este de todas maneras vamos’. Entonces se postergó en dos oportunidades», inició contando Myriam Hernández.

Sin embargo, cuando ya estaban listos para el viaje, su marido le recuerda que su hijo Jorge viajaría el mismo día a España. Ese hecho definió que la pareja decidiera restarse del viaje a Juan Fernández.

«Entonces llamo a Felipe Cubillos y le explico. Y me dice quédate tranquila, te entiendo perfectamente. Relájate, no hay ningún problema, recordó», contó.

Respecto a como se enteró de la noticia, Myriam Hernández explicó que leyó por Twitter la información del accidente, pero no creyó que fuera real, hasta que finalmente llegó a casa y vio las noticias.

«Llegamos a la casa, prendemos el televisor y yo… es que es tan fuerte. Me puse a llorar porque sentí que estaban muertos todos. Y que en ese viaje íbamos con Jorge, y podría haber sido algo horrible, horrible. Y pensaba en Felipe, y pensaba en Felipe Cubillos. Fue horrible. Horrible. Y luego darle gracias a Dios de rodilla de no haber estado ahí, pero con la pena y el peso de todas las personas que partieron», afirmó la intérprete nacional.

«¿Qué te decía Jorge?, porque iban los dos», le preguntó Julio César Rodríguez. A lo que Myriam respondió: «Nos abrazamos y lloramos. Y agradecimos a Dios y, no sé, te cambia la vida en un segundo porque en un segundo podríamos no haber estado en esta vida», respondió casi entre lágrimas la actual jurado de «Yo Soy».

Encuentro místico con el «Halcón de Chicureo»

Finalmente, Myriam Hernández aprovechó la instancia para contar otra experiencia especial que vivió con Felipe Camiroaga, luego de que este falleciera.

«A mí me pasó algo bien especial después. Como a la semana me llamaron del Grammy para ir a anunciar los Grammys. Entonces pensamos con Jorge que si era bueno ir, porque yo estaba con depresión. Entonces pensamos que era bueno ir para que yo salir un poco de esto y partimos», mencionó.

«A la vuelta… esto es bastante especial y muy mío. Veníamos en el avión de vuelta con Jorge hacia Chile, entonces con Jorge ya de vuelta desde Los Ángeles a Chile me dice ‘¿va a cenar?’ Y yo le digo ‘no’. Entonces él siempre me recuesta en el sillón del avión y me tapa. Y se queda esperando la comida. Y en eso yo me duermo. Supuestamente me duermo y veo que Jorge está comiendo. Y de repente me hacen así en la rodilla (gesto de que le golpean la rodilla) y veo a Felipe. A Felipe Camiroaga. Con el pelo largo, con una polera negra. Le veo su tatuaje. Estaba peinado como al medio. Me hace en el pelo, en mi lado izquierdo (gesto de que se lo acomoda). Porque yo le digo ‘Felipe…’ fue una cosa tan desesperante para mí ver que Jorge estaba comiendo, sentir el ruido del avión y ver que Felipe… me estoy volviendo loca… ¿cómo puede ser que se te aparezca una persona? Y tiritaba… y me ‘decía tranquila, yo estoy bien. Preocúpate de la segunda parte’», relató.

Reflexión final

«En eso yo debe haber estado… obvio que estaba soñando, empecé a hacer ruido y Jorge me despierta. Y me dice qué le pasa. Trataba de explicarte lo que había vivido. A Jorge todavía no le entregan la comida. Fue un lapsus así, fue horrible. Se me pone la piel de gallina cuando me acuerdo de eso. Sólo pienso que a lo mejor, en estos misterios de la vida, él sí está bien. Y probablemente yo desde ahí empecé a cuidarme mucho en esta segunda parte. Sentí que era la segunda oportunidad que tenía de vida», cerró Myriam Hernández.

Ahora Escuchas