07 May, 2021. 17:03 hrs

«Me quitaron el derecho de tener amor»: Tea Time rompió el silencio luego de su polémica detención

El ex vocalista de Los Tetas se molestó debido a que la detención le impidió regalonear con su polola.


Tea Time

Durante este miércoles Tea Time, más conocido como Camilo Castaldi fue formalizado por infringir las normas sanitarias, nuevamente.

El ex vocalista de Los Tetas hizo un carrete clandestino para celebrar el día de su cumpleaños, pero superó el aforo permitido.

Por esta razón el Ministerio Público decidió que Tea Time cumpliera con arresto domiciliario, medida que ya había sido otorgada anteriormente.

Y si bien el cantante no se había referido a esta situación, Las Últimas Noticias conversó con Castaldi en exclusiva.

«La primera vez no cumplí con el aforo y reconozco mi responsabilidad. Me pasé con una persona, estábamos grabando música», mencionó ante su primera falta.

Sobre la polémica detención que tuvo esta semana, Tea Time entregó una insólita respuesta sobre lo ocurrido.

«Me quitaron de los brazos el sueño que tenía de dormir con mi novia y el derecho de tener amor. Me pusieron en un calabozo, tuve mucho frío, tenía ganas de estar con ella», comentó Castaldi.

Regreso a casa

Respecto a como vivió la segunda detención, el cantante expresó que, «quedé con el corazón en la mano, por la posibilidad de estar dos meses encerrado».

Pero lo peor, según él fue regresar a casa y ver como todo el carrete se había ido a las pailas luego de la llegada de la policia.

«Cuando llegué a la casa, estaba toda la celebración abandonada, las serpentinas, la torta, los globos. Me puse a ordenar y los restos de la fiesta son tristes», comentó Tea Time.

Lo que más llamó la atención fue que el cantante comparó su vivencia con un recuerdo fuera del país.

«Nunca voy a olvidar una pantera negra que vi encerrada en un zoológico de Berlín, y cuando me querían dar dos meses de cárcel, me sentí como ella», señaló.

Finalmente, Tea Time se refirió a la denuncia de uno de sus vecinos que provocó la detención.

«Hubo un poco de ruido, pero era mi cumpleaños y el ánimo era de mucha felicidad. Tal vez el volumen y la felicidad propicia hizo que fuera un poco egoísta con la vecina», sentenció.

Ahora Escuchas