19 Ene, 2022. 13:36 hrs

¿Hay menos altura de noche? El chascarro en vivo de Rodrigo Sepúlveda

En el marco del partido de Chile versus Argentina en la altura de Calama, el periodista criticó la hora programada del encuentro de fútbol.


Rodrigo Sepúlveda
Instagram

Rodrigo Sepúlveda se encontraba revisando en vivo la nomina de la selección chilena, para el crucial partido contra Argentina. El encuentro es el próximo jueves 27 de enero y Chile se juega una gran posibilidad para clasificar al mundial, contra el duro rival trasandino.

El periodista durante el momento al aire se mostró criticó; pero no por los nombres que jugarán contra los argentinos, algo que se podría deducir del análisis, sino que por la hora del partido. 

¿Te lo cedo?

«Vamos selección que tenemos plantel para ganar», inició positivamente el sus palabras el periodista pero de inmediato comenzó la critica.

«Se va jugar en Calama… ¿Por qué lo hacen de noche en Calama? La idea de jugar en la altura era a las cuatro de la tarde. Lo tiran en la noche cuando hay menos altura e incluso hace frío», manifestó Rodrigo Sepúlveda en el espacio deportivo del noticiero central de su canal.

La idea de jugar contra Argentina en Calama, era aprovechar la altura y el clima para tomar ventaja contra la selección trasandina. Y esa fue la crítica del «Sepu», aunque quizás no se expresó como quería.

La reacción en las redes

El momento fue viralizado por las redes sociales Televisivamente y suma más de 53 mil reproducciones, donde en más de los 140 comentarios tiraron la talla con la situación y otros quisieron entender al periodista.

«Quiero creer que en verdad quiso decir calor», «lo que pasa es que el estadio de noche se empieza a hundir», «la luna hace suba la marea… por ende está a menor altura sobre el nivel de mar», bromearon con el comentario del conocido comunicador.

«Es a la ‘puna’ a lo que creo que se refiere», dijo otro comentario que puede acercarse a lo que afirmó Rodrigo Sepúlveda. Ya que la ‘puna’ o ‘mal de altura’, es cuando el organismo no se adapta bien ante la falta de oxigeno a una gran altitud.

Eso pasaría en Calama, ya que está a más de 2.200 metros sobre el nivel del mar. Por lo tanto, habría menos ‘puna’, porque de noche no se combinaría el calor con la falta de oxigeno y los argentinos se podrían adaptar un poco a las condiciones climáticas.